Este blog tiene la finalidad de llegar a todas la personas que tienen alguna conducta adictiva ya sea de tipo tóxica a sustancias como drogas o alcohol, asi como no tóxica como por ejemplo al internet, videojuegos, gimnasio, comida, sexo y juego para poder de una manera acompañar a esa persona en el proceso del cambio.



Tambien puede ser una herramienta para que padres, familiares o amigos puedan detectar algun problema de forma temprana, asi como prevenir la aparición de conductas adictivas en los niños y jóvenes, ademas de acceder al conocmiento de pautas necesarias para un óptimo acompañamiento terapéutico.





martes, agosto 24, 2010

Los trastornos alimenticios



Es muy importante estar conscientes del rol que desempeñan nuestras sociedades. Diariamente nos vemos presionados por encajar socialmente en aquellos moldes que nos imponen como “ideales de belleza” y que nos afecta incluso desde la infancia.
 
 
Esto podría desencadenar en trastornos que conocemos como anorexia y bulimia, los cuales tienen como factor común, convertir la comida en la fuerza que controla sus vidas.

En la actualidad se puede hablar de adicción a la comida, donde se evidencia el consumo incontrolado de alimentos, el cual estaría acompañado de síntomas del síndrome de abstinencia, como la ansiedad e irritabilidad cuando se deja de consumir. 

En  el cerebro hay vías comunes que son las responsables de la sensación de placer derivada del consumo de sustancias como pueden ser los alimentos y las drogas, así como conductas como el sexo, gimnasia, videojuegos o internet. 

Refiriéndonos exclusivamente a la comida, tenemos que el consumo excesivo y repetido de azúcar puede sensibilizar los receptores cerebrales a la dopamina, una sustancia que se produce en el cerebro cuando experimentamos placer, de modo similar a lo que ocurre al abusar de drogas. Los estudios realizados en personas mediante técnicas de neuroimagen, permiten ver imágenes de la estructura y el funcionamiento del cerebro e indican que existen similitudes entre la respuesta fisiológica que se produce en anticipación a una comida apetitosa y al abuso de drogas ya que se libera dopamina en las mismas regiones cerebrales.

Clinicamente, existe un intenso deseo de consumir un alimento o tipo de alimento en particular y al que resulta difícil resistirse. Finalmente se produce el “atracón” durante el cual existe una total pérdida del control y se consumen grandes cantidades de comida en un período muy corto de tiempo, posteriormente viene un periodo de sentimientos de culpa y arrepentimiento, generalmente se producen conductas purgativas como lo son inducirse al vómito, consumir, laxantes o hacer excesivo ejercicio físico. 
 
La palabra bulimia significa hambre de buey y procede del griego boulimos (bous: buey; limos: hambre). Este trastorno aparece a finales de la adolescencia, a diferencia de la anorexia que aparece a comienzos de esta etapa. Se caracteriza por un apetito voraz que obliga a quien la padece a comer en exceso en determinadas ocasiones.



Los trastornos de la alimentación pueden causar problemas cardíacos y renales, e incluso la muerte. Es importante obtener ayuda a tiempo.
Las mujeres tienen más probabilidades que los hombres de tener trastornos de la alimentación. Suelen comenzar en la adolescencia y con frecuencia se presentan con depresión, trastornos de ansiedad y abuso de drogas.
El tratamiento es interdisciplinario e incluye supervisión y tratamiento por parte de un médico especialista en psiquiatría otro especialista en nutrición y acompañamiento psicológico.  Como en todas las adicciones se trabaja en “redes”, esto significa que se cuenta con el apoyo de familiares y amigos para sobrellevar el tratamiento y mantenimiento posterior.

Orthorexia: La otra cara de la moneda

Todas las conductas extremas son perjudiciales para la salud, ya vimos las consecuencias fatales de comer en exceso y de no comer.

También es perjudicial para la salud comer inadecuadamente como por ejemplo el consumo excesivo de grasas y llevar una vida poco saludable sin práctica de ejercicios, el otro lado de la moneda es la orthorexia o adicción a la comida sana cuando esto se vuelve patológico y se convierte en una obsesión. 

Estas personas nunca comerán un alimento del que no tengan garantía que sea sin aditivos, que no sea ecológico o que contenga pocas calorías. También son personas, a menudo, obsesionadas por las ondas de los teléfonos móviles y de los hornos microondas. La ropa debe de ser exclusivamente de origen natural y el practicar deportes cada día es una obligación ineludible. Además, no se relacionan con casi nadie que no esté también en su mismo ambiente de preocupación por la salud. Consumen suplementos naturales para curar o prevenir todos los males, entre otras substancias que hacen que su vidda gire en torno a eso, volviendose patológico.

Por es recomendable llevar una vida equilibrada y saludable, crear buenos hábitos alimenticios y fomentar la práctica de algún deporte, siempre en familia.

1 comentario:

  1. Pido todos los perdones del mundo por no tratar de los transtornos alimentares.

    Quiero corto y ser grato Dra.Paula, hoy llenaste a toda la gente que cree en la libertad y la decencia del más latente de los orgullos.

    Sos un ejemplo, te admiro profundamente desde hoy, intentaron apagar la luz con un golpe asqueroso en Ecuador y tu fuiste una de las tantas que te opusiste a tal barbaridad.

    Si está la gente de Ecuador en la lucha, esa monstruosidad intentada hoy, seguro, va a caer y los responsables uno por uno van a pagar lo que deben.

    Gracías a ti Paula, gracias a la gente de Ecuador, con ganas de verdad y libertad la justicia sale vencedora de este episodio pavoroso.

    Gracias otra vez, sos como ya te dije un ejemplo, te deseo suerte y salud.

    ResponderEliminar

Gracias por su comentario.